Neumonía andante en niños

¿Qué es la neumonía andante en niños?

La neumonía andante es un tipo de infección pulmonar. Es una forma leve de neumonía que puede poner en peligro la vida de algunas personas. Los niños con neumonía andante pueden sentirse muy cansados y agotados. Sin embargo, pueden seguir realizando muchas de sus actividades diarias normales. La enfermedad es poco frecuente en niños menores de 5 años.

¿Qué causa la neumonía andante en un niño?

Los virus o las bacterias pueden causar neumonía andante. La causa más común de la enfermedad en los niños en edad escolar es la bacteria Mycoplasma pneumoniae. También causa bronquitis y resfriados de pecho.

El Mycoplasma pneumoniae puede propagarse fácilmente entre los niños. Esto es especialmente cierto cuando están en estrecho contacto unos con otros, como en el mismo hogar, en la escuela o en un campamento. El germen puede propagarse a través de las gotitas de aire que se producen al estornudar, toser o hablar. Se contagia con mayor frecuencia en otoño e invierno.

¿Cuáles son los síntomas de la neumonía andante en un niño?

Los niños con neumonía andante pueden tener estos síntomas:

  • Fiebre, a menudo de bajo grado

  • Cansancio (fatiga)

  • Dolor de cabeza

  • Salpullido en la piel

  • Sensación general de malestar

  • Tos, de seca a flemosa

  • Infecciones de oído

  • Grupo

  • Infección de los senos nasales

  • Dolor de garganta

  • Calentamiento en niños que tienen un problema en las vías respiratorias, como el asma

  • Estos síntomas pueden aparecer entre 1 y 4 semanas después de la exposición a los virus o bacterias. Pueden durar de una semana a un mes.

    ¿Cómo se diagnostica la neumonía andante en un niño?

    El profesional sanitario de su hijo suele diagnosticar la neumonía andante con un examen físico de su hijo. Le preguntará sobre los síntomas de su hijo. Su hijo también necesitará una radiografía de tórax. Su hijo también puede necesitar otras pruebas, como análisis de sangre. Pero a menudo no son necesarios.

    ¿Cómo se trata la neumonía andante en un niño?

    El tratamiento dependerá de los síntomas, la edad y la salud general de su hijo. También dependerá de la gravedad de la enfermedad.

    El tratamiento también depende de la causa de la enfermedad. Su hijo tendrá que tomar antibióticos si la infección es por la bacteria M. pneumoniae. Si la enfermedad es por un virus, los antibióticos no funcionarán. La enfermedad tendrá que seguir su curso.

    Para ayudar a su hijo a recuperarse más rápidamente, asegúrese de que:

    • Se relaje. Descansar mucho le da a su hijo un impulso para combatir la infección. El proveedor de atención médica de su hijo puede recomendarle que se quede en casa y no vaya a la escuela hasta que los síntomas mejoren.

    • Toma muchos líquidos. El agua, las sopas y el té caliente pueden ayudar a prevenir la deshidratación.

    • Toma los medicamentos recetados. El profesional sanitario de tu hijo puede recomendar medicamentos de venta libre para aliviar síntomas como la fiebre o el dolor. Un humidificador puede ayudar con los problemas respiratorios.

      • ¿Cuáles son las posibles complicaciones de la neumonía andante en un niño?

        La neumonía andante suele ser una enfermedad leve. Pero puede empeorar. Las complicaciones de la enfermedad incluyen:

        • Neumonía más grave

        • Ataques de asma o nuevos síntomas de asma

        • Hinchazón en el cerebro (encefalitis)

        • .
        • Anemia hemolítica

        • Problemas renales

        • Trastornos de la piel

        ¿Cómo puedo ayudar a prevenir la neumonía deambulatoria en mi hijo?

        Algunos tipos de neumonía pueden prevenirse con una vacuna. Pero no hay ninguna vacuna disponible para una infección causada por la bacteria M. pneumoniae.

        Puede ayudar a su hijo a prevenir la neumonía al caminar con una buena higiene. Enseñe a su hijo a cubrirse la nariz y la boca al toser o estornudar. Su hijo también debe lavarse las manos con frecuencia. Estas medidas también pueden ayudar a prevenir otras infecciones.

        ¿Cuándo debo llamar al proveedor de atención médica de mi hijo?

        Llame al proveedor de atención médica de su hijo si los síntomas de éste empeoran. O si tiene:

        • Dificultad para respirar

        • Dolor en el pecho

        • Fiebre alta

        Puntos clave sobre la neumonía andante en niños

        • La neumonía andante es un tipo de infección pulmonar. Es un tipo de neumonía leve.

        • Los niños con esta enfermedad pueden sentirse muy cansados y agotados. Sin embargo, pueden seguir realizando muchas de sus actividades cotidianas normales.

        • La causa más común de la neumonía deambulatoria en los niños en edad escolar es la bacteria M. pneumoniae. Puede contagiarse fácilmente entre los niños al estornudar, toser o hablar.

        • Los antibióticos pueden tratar la neumonía andante si está causada por el germen M. pneumoniae.

        • El lavado de manos correcto puede ayudar a evitar la propagación de la enfermedad.

          • Siguientes pasos

            Consejos para ayudarle a sacar el máximo provecho de la visita al profesional sanitario de su hijo:

            • Conozca el motivo de la visita y lo que quiere que ocurra.

            • Antes de la visita, escriba las preguntas que quiere que le respondan.

            • En la visita, escriba el nombre de un nuevo diagnóstico y cualquier medicamento, tratamiento o prueba nuevos. Anote también las nuevas instrucciones que el médico le dé para su hijo.

            • Sabe por qué se prescribe un nuevo medicamento o tratamiento y cómo ayudará a su hijo. Sepa también cuáles son los efectos secundarios.

            • Pregunte si la enfermedad de su hijo puede tratarse de otras maneras.

            • Sepa por qué se recomienda una prueba o procedimiento y qué podrían significar los resultados.

            • Saber qué esperar si su hijo no toma el medicamento o no se somete a la prueba o procedimiento.

            • Si su hijo tiene una cita de seguimiento, anote la fecha, la hora y el propósito de esa visita.

            • Saber cómo puede ponerse en contacto con el proveedor de su hijo fuera del horario de oficina. Esto es importante si su hijo se pone enfermo y usted tiene preguntas o necesita consejo.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *